Curiosidades

El mejor partido de Tommy Robredo: La final de Valencia 2014 ante Murray

robredo murray final atp 500 valencia 2014
La irónica peineta de Robredo a Murray tras el partido | Foto: atptour.com

Así lo aseguró el gerundense durante un encuentro con sus seguidores en su perfil oficial de Instagram y que también recogió la ATP. Pese a ceder la final tras tres horas y 20 minutos de batalla y disponer de cinco bolas de partido, el exnúmero cinco del mundo continúa recordando ese choque como el mejor de su carrera profesional. 

En la mayoría de los casos, una victoria siempre tiene más valor que una derrota. Sin embargo, siempre existen excepciones a la regla, como es el caso de Tommy Robredo. En un encuentro ‘online‘ con sus seguidores a través de la red social Instagram, el tenista de Hostalrich, que a sus 37 años todavía sigue en activo manteniendo una pasión intacta por el tenis, aseguró con firmeza que ese es el mejor partido que ha disputado en toda su carrera profesional. Y no le falta razón, porque aquel domingo 26 de octubre de 2014 el Ágora de la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia tuvo el privilegio de disfrutar de uno de los mejores encuentros, no sólo de aquella temporada, sino de la última década.

Tres horas y 20 minutos de cruenta batalla en la que ambos jugadores llegaron al límite de sus fuerzas, siendo el británico el que finalmente se llevara el gato al agua por un marcador de 3-6 7-6(7) y 7-6(8). La final, la última de este extinto torneo en su categoría ATP 500, resultó extremadamente cruel para Robredo, que dispuso de hasta cinco bolas de partido (dos en el segundo set y otras tres en el tercero) con las que llegó a acariciar el trofeo y la que hubiera sido su tercera victoria frente a Murray, este por aquel entonces luchando por entrar en las ATP Finals de Londres tras un 2014 complicado en el que regresaba de una operación en la espalda.

Robredo también había pasado lo suyo con las lesiones, demostrando su enorme resiliencia para volver a su mejor nivel durante los años 2013 (cuartos de final en Roland Garros y US Open) y 2014 (tres finales ATP y semis en Cincinnati). En aquella edición, el catalán, que en ese momento se encontraba cerca de volver al top20 del ránking, inclinó consecutivamente a John Isner, Yen-Hsun Lu, Pablo Andújar y Jeremy Chardy para citarse en el partido por el título ante Murray. Como decimos, lo tuvo muy cerca, teniendo bolas de partido en ambos desempates (6-5 y 7-6 en el segundo y 6-5, 7-6 y 8-7 en el tercero). Finalmente, Murray sacó su incuestionable calidad en los momentos clave para salvar un ‘match point‘ detrás de otro y aprovechar el segundo del que dispuso para sellar su victoria con un revés paralelo ganador.

La final también nos dejó una imagen para el recuerdo. La cariñosa e irónica peineta que Robredo mostró a Murray cuando ambos se saludaron en la red. Y es que Murray se convirtió en la ‘kriptonita‘ de Robredo en aquel 2014, puesto que un mes antes, en la ciudad china de Shenzhen, el escocés también se hizo con el título salvando otras cinco bolas de partido frente al catalán en la final, incluido un 6-2 en contra en el tiebreak del segundo parcial.

Translate »