Crónicas

Djokovic vuelve a reinar en Wimbledon



Djokovic Berrettini atp wimbledon
Djokovic celebra un punto en Wimbledon | Foto: @wimbledon

El tenista serbio ha igualado a Federer y Nadal en esa carrera que tiene por los trofeos de Grand Slam. Djokovic sigue ganando en el circuito masculino y el sueño del `Golden Grand Slam´ sigue vivo. Nole acabó con un Berrettini que se dejó todo sobre la pista (6-7(4), 6-4, 6-4, 6-3).

El domingo era el día en el que se iba a disputar la final de Wimbledon. Berrettini y Djokovic eran los elegidos para luchar por el título. El serbio era el gran favorito a seguir con ese sueño de ganar el `Golden Grand Slam´. El de Belgrado había superado a Draper, Anderson, Kudla, Garín, Fucsovic y Shapovalov para luchar por otro nuevo trofeo de Grand Slam. En el otro lado estaba la ilusión de un país, de Italia y es que por primera vez un jugador de esta nacionalidad llegaba a la final del tercer Major de la temporada.

Berrettini estaba ante una gran oportunidad y como había explicado en rueda de prensa ya que había llegado hasta aquí, ahora quería el título. Además llegaba con mucha confianza tras reinar en Queens la semana previa a Wimbledon. En el cara cara se habían enfrentado en dos ocasiones y ambos habían sido con triunfo del serbio, pero esta vez hacen todo parecía indicar que iba a ser diferente, por las condiciones de la hierba de Wimbledon y el tenis mostrado por Matteo durante la dos semanas.

Gran remontada de Berrettini en el primer set

Fue Djokovic el con el que comenzó una marcha más y rápidamente el marcador se marchaba hasta el 4-1. Berrettini tenía un vendaje en la pierna y es que había sentido dolores durante el entrenamiento. El italiano además estaba muy tenso y se le notaba con errores que no eran habituales en su juego. Llegó la bola de set con el 5-2 para Nole, pero Berrettini después un juego largo salvó la situación y pudo poner el 5-3. Djokovic de repente se tensó y vio cómo su rival quebraba poniendo el 5-4 y luego confirmando el break con su servicio para poner las tablas en el marcador.

El transalpino empezó a utilizar el cortado de revés, uno de sus mejores golpes y vio como empezaba a darle efectividad. Finalmente se fueron al tie break. La muerte súbita iba a ser clave en el partido y es que el italiano no estaba su mejor nivel físico y perder un parcial después de lo que había remado podía ser muy duro. Berrettini fue mejor y se soltó jugando muy bien con su derecha y presionando a un Djokovic que vio como después de tener bola de set perdía la primera manga.

Djokovic iguala a Federer y Nadal

Como un tiro empezó Djokovic muy centrado y con ganas de ampliar las diferencias en el marcador. Rápidamente se marchó hasta el 4-0, aunque su rival no iba a bajar los brazos. Berrettini siguió peleando y es que ya había remontado una situación adversa en la primera manga. Otra vez al igual que en el primer set con 5-2 y servicio para Djokovic para cerrar el set, llegó la rotura de Matteo y que le daba todavía esperanzas. Luego confirmo el break su servicio con el 5-4, pero Nole gracias a ese doble break tenía todavía una oportunidad con su servicio para poner las tablas en el marcador. El número uno fallo y en blanco ganó el servicio para llevarse el segundo parcial.

En el tercer set, el tenis de ambos alcanzaría cierta inestabilidad, aunque una vez más, al italiano le iba a condenar la desconcentración. Un único break, en el juego del 2-1, iba a ser suficiente para un Novak Djokovic lanzado y con muy pocos huecos con su servicio. Berrettini iba a disponer de dos bolas de rotura con 3-2 para igualar, pero no las aprovecharía, y Djokovic cerraría después sin complicaciones por 6-4, para quedarse a un solo set de su vigésimo Grand Slam.

El serbio estaba mucho mejor a nivel físico y es que el balcánico había conseguido ese ritmo al que cuando llega se vuelve casi invencible. Berrettini seguía peleando conocedor de que en caso de ganar el set todo iba a igualarse en una quinta manga. Tenía el servicio en primer lugar, una gran ventaja. Fueron igualados hasta el 3-3, momento en el que Djokovic metió una marcha más. Llegó esa bola de break y la aprovechó para quedarse a solo dos juegos del triunfo. Tras el 5-3 tenía al resto la primera oportunidad de cerrar el duelo y coronarse campeón sumando los 20 trofeos en Grand Slam. A la tercera oportunidad lo consiguió y levantó los brazos en señal de que el objetivo de Wimbledon también está cumplido.

 

Facebook

Translate