Curiosidades

Roland Garros y el momento clave para Guillermo Vilas

vilas campeon roland garros
Vilas con el título en Roland Garros | Foto: rolandgarros.com

El año 1977 fue clave para Guillermo Vilas para encontrar las sensaciones que le daban el camino para poder aspirar a más. 

Roland Garros fue el epicentro para que el argentino fuera a más en su carrera deportiva. Fue un 1977 muy especial ya que había llegado a su segunda final de Grand Slam en el Open de Australia donde sucumbió con Roscoe Tanner. La anterior disputada fue en 1975 en Roland Garros donde cayó ante Bjorn Borg en el que sería el segundo título del sueco en París. 

Por tanto, dos años después, llegó a París como tercera raqueta del mundo en aquellos instantes. Tuvo un camino bastante correcto al perder únicamente un parcial durante toda la semana. En la final, eliminó a Brian Gottfried por 6-0, 6-3, 6-0.

Aquel triunfo le alzó en confianza y se vio con capacidad para mucho más. Por tanto, durante aquella misma temporada logró ganar también el US Open. También, consiguió ganar 53 partidos de manera consecutiva al ganar siete títulos seguidos.

En las instalaciones de Flushing Meadows, llego como No.4 y comenzó ganando a Manolo Santana con un sólido 6-1, 6-0. Nadie logró ganarle un set y se presentó en la final ante Jimmy Connors. El tenista que llegaba a aquel último partido en busca de revalidar su campeonato. Sin embargo, el argentino lo evitó y tras perder el primer parcial, ganó con un 2-6, 6-3, 7-6, 6-0.

Por tanto, ya con dos títulos de Grand Slam, el año próximo en el Open de Australia, logró salir campeón. Salió como principal cabeza de serie en el cuadro australiano y en la final eliminó al jugador local, John Marks por 6-4, 6-4, 3-6, 6-3.

El año próximo, es decir durante 1979, Vilas logró su cuarto y último título de un ‘major’ al revalidar su título en el Open de Australia. En esa ocasión, ganó en la lucha por el cetro al estadounidense John Sadri por 7-6, 6-3, 6-2.

 

Translate