Tenis-adaptado

Gustavo Fernández: “A veces creen que no somos profesionales”



Gustavo Fernández historia tenis
Gustavo Fernández en Roland Garros | Foto: @rolandgarros

Uno de los mejores tenistas en la modalidad de silla de ruedas, Gustavo Fernández, compartió su historia con el blog Behind the Racquet. El argentino considera que la gente a veces no considera al deporte en silla de ruedas como deporte profesional.

Una vida deportiva

Gusti comenzó su relato contando la importancia del deporte en su familia. “Mi vida siempre ha sido deportiva. Mi padre era jugador de basquet profesional en Argentina y ganó cinco campeonatos de la Liga Nacional de Basquet. He estado en silla de ruedas desde que tenía un año y medio. Siempre me han gustado los deportes y probé todos los deportes. Una vez que entré en el tenis me di cuenta de que tenía muchas posibilidades de ser un jugador profesional. Con el transcurso de días y años mejoré y me convertí en un jugador del circuito. Mi motivación proviene de mi pasión por el deporte y la capacidad para competir. Tengo una motivación competitiva natural y he desarrollado una forma de desempeñarme bajo presión. También he trabajado duro y he dedicado muchos años de mi vida al deporte” explica el oriundo de Río Cuarto, provincia de Córdoba.

El sueño de ser número 1 del mundo

El tenista argentino afirma que siempre fue su sueño ser el mejor del mundo. “Cuando tenía 11 años, dije que iba a ser el número uno del mundo y ganar un campeonato. Se veía gracioso cuando dije esto a una edad temprana porque no racionalicé mi sueño. No es común ganar un campeonato o ser el número uno del mundo, pero estaba absolutamente seguro de que lo haría” comenta Gustavo Fernández para Behind the Racquet.

La gente no los considera profesionales

Siendo uno de los mejores en tenis adaptado expresa su tristeza porque a menudo no los consideran profesionales. “Los deportes en silla de ruedas a menudo no se consideran deportes profesionales porque algunas partes aún no se han desarrollado. Eso duele porque nadie sabe lo que hacemos todos los días. Trabajo muy duro. Doy todo por ser un gran tenista en silla de ruedas. Puse mi vida en ello para llegar a donde estoy. La mayoría de las personas no aprecian los deportes en silla de ruedas porque no están acostumbradas a ver atletas en sillas de ruedas. Se siente injusto pero es parte de los deportes para discapacitados. Todos pasamos por esto. Espero que algún día los deportes en silla de ruedas evolucionen y la gente nos vea como iguales porque lo somos” declaró el pentacampeón de Grand Slam en individuales.

Dejar de ver la discapacidad como algo malo

Por último el argentino comenta que la discapacidad es solo un problema más en la vida. “La gente podría pensar que la discapacidad es algo que superé en mi vida, pero no creo que la discapacidad sea algo malo. Es solo otra cosa por la que pasas. Cada vida lo tiene. No lo veo como un problema. Hago todo lo que quiero, a pesar de la discapacidad. Mi fuerza se construyó separada de la discapacidad. Mi carácter se desarrolló a partir de mi familia y de cómo me enseñaron a vivir, así que no quiero que la discapacidad sea una gran parte de mi vida. No es justo para mí ni para mi familia decir que la discapacidad me hizo más fuerte. Mi familia y mi equipo me hacen quien soy” indicó el tenista argentino.

 

Sobre el autor

Lautaro Miranda Núñez

Tengo 20 años y soy estudiante de Comunicación Social en la Universidad de Buenos Aires.
Escribo sobre tenis en Canaltenis.com y tengo un canal de YouTube que se llama PELOTAS NUEVAS.

Facebook

Translate