Crónicas Masters 1000

Tsitsipas elimina al número uno en Shanghai tras una enorme remontada

Djokovic Tsitsipas Shanghai
Stefanos Tsitsipas en su partido contra Novak Djokovic en el Masters 1000 Shanghai | Foto: @atptour

Stefanos Tsitispas con tan sólo 21 años sigue sorprendiendo al mundo del tenis. Nada pudo hacer ante un Djokovic pletórico en la primera manga. El heleno sacó todo su fortaleza mental y su tenis para remontar al máximo favorito al torneo (3-6, 7-5, 6-3). Stefanos se medirá ante Medvedev por un puesto en la final.

Novak Djokovic empezó a su máximo nivel. Intratable al servicio en sus dos primeros juegos ganando en blanco ambos servicios. Al resto ponía todo en juego y repartía el juego, cambiando de velocidades, alturas y efectos que ponían las cosas muy difíciles al griego. Stefanos poco a poco fue entrando en dinámica de partido pero más bien porque el serbio volvió a ser humano y comenzó a fallar alguna bola cómoda. De repente el heleno se encontró con una bola de break, pero que no pudo aprovechar. No hubo ninguna opción más de rotura y en 32 minutos ambos se sentaban en sus respectivos banquillos con el partido dominado por el número uno del mundo.

Otra vez un 78% de puntos ganados tanto con el primero como con el segundo servicio fueron la clave para el de Belgrado que sigue de dulce como la semana pasada en Tokyo. El joven de 21 años salió animado y poco a poco fue poniendo en problemas al serbio en el servicio. Ir por delante en el marcador cada cambio de lado tranquilizó a Tsitsipas que seguía ganando confianza con el paso de los juegos. Uno de los momentos claves del partido llegó en el sexto juego. Turno de juego de Djokovic que se hacía un lío y concedía dos opciones de rotura a su contrincante. Por suerte para Nole con sus nervios de aplomo pudo dar la vuelta a la situación y devolver las tablas.

Remontada soñada de Tsitsipas

Pasaban los juegos y todo continuaba igual. Djokovic no ponía buenas caras al ver a Stefanos tan cómodo. El marcador mostraba 5-4 y Nole servía para seguir con vida en el set. Tsitsipas comenzaba otro juego por delante en el marcador y hacía todo bien pero Djokovic volvía a salir victorioso. Con el 6-5 salió el carácter campeón de Tsitsipas y al final obtuvo un premio más que merecido que se llevó el segundo set. Djokovic volvió a fallar cuando tenía la presión encima.

El heleno salió con mucha confianza sin dudar en su servicio. La presión seguía siendo para Djokovic que en el cuarto juego se encontró con un 0-40 que no pudo levantar. Sin frenar y con un gran porcentaje de primeros servicios iba a ir encarrilando el partido. Con 5-3 y al servicio no le tembló la mano para cerrar un partido de ensueño y remontar al número uno del mundo. Jugará por un puesto en la final ante Medvedev.

Translate »