Noticias

Eubanks: «Lo que pasó en Australia fue un circo»

Eubanks Australia fue circo
Eubanks celebrando un punto | Foto: ATP

El mundo del tenis sigue esperando para saber si Novak Djokovic podrá jugar o no en el próximo Open de Australia después que fuese deportado del país antes de la edición de este año tras su abrupta entrada en el país. Una deportación que también conlleva una retirada de tres años de visado. Los abogados de Djokovic están negociando con el gobierno de Australia para el tenista serbio pueda volver a entrar en el país.

Sobre el esperpento vivido por Djokovic a principios de este año en Australia ha querido pronunciarse el tenista estadounidense Christopher Eubanks, que en una entrevista con Tennis Channel asegura que fue todo un circo y que la culpa de lo sucedido no fue de Djokovic además sabe la sanción que pesa sobre Djokovic si quiere regresar a Australia, aunque espera que el tenista serbio pueda jugar la próxima edición del primer Grand Slam de la temporada 2023.

Deseo de que Djokovic juegue en Australia 2023

 “Espero que Novak Djokovic pueda jugar este año el Open de Australia. Creo que lo que pasó fue un circo, pero en gran parte no fue culpa de Djokovic. Creo que la mayor parte de culpa la tienen Tennis Australia y el gobierno australiano, por haber transmitido información que a veces no era correcta. Novak vino, pensaba que podría competir y como se le dio una información incorrecta, finalmente fue deportado”.

Sobre la sanción que pesa sobre Djokovic

“Sabemos la regla de que, si eres deportado, no puedes tener un visado durante los próximos tres años. Lo entendemos. Sin embargo, creo que Djokovic podrá jugar el Open de Australia y espero que pueda hacerlo. Espero que puedan llegar a un acuerdo que le permita jugar porque, tal y como ha dicho, intentó seguir las reglas que había y al final se vio afectado por un desafortunado incidente”.