Crónicas

La defensa continúa: Alcaraz se quita otro obstáculo pesado en Wimbledon

Alcaraz Humbert Wimbledon 2024
Alcaraz persevera en Londres | Foto: Paul Zimmer - ITF

Carlos Alcaraz tuvo que sacar lo mejor de su tenis para doblegar a un complicado Ugo Humbert en los octavos de final del Wimbledon. El número tres del mundo venció al francés en cuatro sets para catapultarse a los cuartos de final, allí aguarda por el ganador del duelo Paul vs Bautista Agut. 

Resultados ATP Wimbledon 2024

Alcaraz sigue escalando en la catedral del tenis

El español Carlos Alcaraz (3°) seguía enfocado en defender el título de Wimbledon, aquel que obtuvo tras vencer a Djokovic en una épica batalla. Para continuar acercándose al principal objetivo, el murciano tenía que oponerse al francés Ugo Humbert (16°) en octavos de final. Alcaraz superó las dos primeras rondas sin inconvenientes, aunque en la fase previa a este encuentro tuvo que trabajar en cinco parciales para quitarse del paso al francés Tiafoe. Del otro lado de la red, Humbert sacó pasaje a la cuarta ronda después de vencer en cuatro mangas al estadounidense Nakashima. Este era el primer enfrentamiento entre el español y el francés, donde Carlos era el claro favorito.

El español hizo destacar su agresividad

En el arranque del primer set, ambos jugadores se mostraron contundentes con el servicio, jugando con mucha soltura. Ya en el principio hubo intercambios desde el fondo de la cancha, donde los tenistas tomaban la pelota rápidamente e impusieron un tenis intenso. En el quinto juego se produjo el primer quiebre, Alcaraz tomó la iniciativa con la devolución, generó profundidad para incomodar al francés. Humbert intentaba subir mucho a la red para cerrar los puntos adelante y presionar a su rival, a veces arriesgaba demasiado con el retorno. El español mantuvo la firmeza de sus tiros, se lanzaba sobre la segunda pelota dejando expuesto a Humbert. Desenvolviendo un juego preciso y agresivo, Alcaraz selló otro break para definir las cifras del primer parcial con un cómodo 6-3.

Carlos quebró cuando la situación lo ameritaba

Luego de haber ganado el primer set, el murciano sumó confianza en su tenis para llevar a cabo el segundo parcial, pero tenía que ser precavido con la propuesta de su oponente. El francés tenía sus cartas bajo la manga que, cuando Alcaraz se lo permitía, las ponía en juego para complicar al español. Humbert fabricó algunas chances de quiebre en el quinto juego, puso a trabajar a Carlos, desplegó buenos golpes, pero no logró sacar diferencias. Los dos participantes se alinearon en el terreno y sacaron lo mejor de su tenis, regalando puntos brillantes, sin romper el saque del otro. En el noveno game, Alcaraz produjo nuevas oportunidades de break, no dio ninguna pelota por perdida y se quedó con la segunda manga por 6-4.

El juego del francés complicó al español

La situación se tornó por demás de compleja para el jugador francés que, a pesar de exponer un tenis positivo, no pudo concretar los puntos importantes. Sin embargo, el encuentro no estaba perdido para Humbert, quien logró tomar las riendas, desenfundó un juego efectivo desde atrás y firmó su primer quiebre. La confianza resurgió en el cuerpo del tenista galo, puso en juego el servicio con determinación para estirar la ventaja en los dígitos. Acto seguido, Humbert persistió con su buen juego, calibró los impactos y quebró otra vez el saque de Alcaraz. La mejor versión del francés apareció en la contienda dejando sin respuestas al murciano que perdió nuevamente el servicio, Humbert se apropió del tercer set con un contundente 6-1.

En un momento crucial, Alcaraz marcó la diferencia

La cuarta manga del partido tomó un camino reñido, Alcaraz arrancó con un quiebre a su favor, pero el francés soltó unas devoluciones perfectas para igualar el score. En el segundo game, Humbert no pudo estabilizar sus tiros, cometió algunos errores y Carlos se quedó con otro quiebre. El español tenía la ventaja a su favor luego de ratificar el break, aunque el tenista galo no aflojaba con los impactos punzantes. Así mismo, Humbert no dio el brazo a torcer, siguió prendido en la lucha y ajustó las ejecuciones para sobrepasar a su rival, firmando otro quiebre. La partida estaba tan equilibrada que parecía que los tenistas se metían en un desempate, pero Alcaraz apretó el puño en el undécimo juego para concretar un break clave. Con el saque a disposición, el murciano se llevó una trabajada victoria luego de un 7-5 final. 

Sobre el autor

Bautista Arguello

Comentar...

Click aquí para escribir un comentario

Ads