Noticias

Djokovic autoritario ante Anderson en Wimbledon

Djokovic Anderson Wimbledon
Djokovic derrota a Anderson para seguir avanzando. Foto: Wimbledon

El No.1 del mundo, logró llevarse el partido de segunda ronda en Wimbledon. Djokovic eliminó a Anderson por 6-3, 6-3, 6-3 y se deberá enfrentar al ganador entre Andreas Seppi y Denis Kudla.

La que sería la final de Wimbledon hace tres años, lo tendríamos en segunda ronda durante 2021. En aquel momento, el sudafricano tenía mejor ránking que Novak cuando se enfrentaron pero en tras pasar por momentos complicados, vio sus puestos descendidos. Venía de ganar en primera ronda a Marcelo Tomás Barrios Vera mientras que el No.1 del mundo, quitando el susto del primer set ante Jack Draper, solventó con solidez su duelo de estreno en Wimbledon.

Djokovic aprovecha sus instantes

Arrancaron la jornada en la cancha central al aire libre ya que la lluvia no estaba haciendo acto de presencia. Los dos comenzaron muy concentrados sabiendo que la mínima oportunidad podía ser un punto de inflexión temible y con sus primeros servicios estuvieron a un nivel muy alto. Ninguno se quería despegar hasta que en el 3-4, Djokovic lo dio todo para poder ir a por el quiebre y realizando restos de un mérito altísimo fue a por todas y cuando le llegó la bola de break lo aprovechó a la perfección. Ese quiebre, le sirvió para servir por ganar el primer set y lo hizo en blanco.

El perder el primer set pudo sobrecoger a Kevin en alguna duda sin poner en pista tantos primeros y tuvo una bola de quiebre en contra. Aun así, la salvó. El duelo gozaba de tener puntos muy cortos de uno a cuatro intercambios. Sin embargo, el No.1 del mundo volvió a la carga en el séptimo juego y se situó con un 0-40 clarividente. La primera bola de break salvada por Kevin fue de un mérito muy alto con un resto buenísimo a los pies cercano a la red, pero el sudafricano llegó a empalar para sobrepasar la malla, pero después Novak aprovechó el próximo punto con un globo exquisito sobre la línea de fondo.

Le hizo mucho daño a Kevin ese quiebre y perdió algo de concentración con el golpe que le ha llevado a tener tan buenos resultados durante su carrera. Cabe añadir que delante tenía a un Djokovic muy hambriento que no estaba dejando escapar ninguna oportunidad. Por ello, fue al resto cuando el serbio con unas sensaciones ganadoras de talla mundial se puso con dos sets a cero.

El cansancio comenzaba a hacer mella en el sudafricano y se notaba a la hora del servicio que no se encontraba tan cómodo con primeros. Eso le forzaba a tener que jugar durante más segundos y tener una movilidad más amplia. En el octavo juego, Djokovic volvió a tener un 0-40 y sería a la tercera bola de quiebre cuando quebró. Aquello le llevó al 5-3 y saque.

A la segunda bola de partido, alzó el puño con mirada desafiante hacia su banquillo finalizando con unas sensaciones idóneas en un duelo que estuvo concentrado en todo momento.

Translate