Crónicas

Tsitsipas se impone a Djokovic en un partido de diversas sensaciones

Tsitsipas Djokovic Mubadala 2019
Foto: Mubadala World Tennis Championship

En su primera participación en el Mubadala World Tennis Championship que se disputa en Abu Dhabi, Stefanos Tsitsipas accedió a la final al imponerse a Novak Djokovic por (3-6, 7-6(4), 6-4) en dos horas y cinco minutos de juego. 

Muy buenas fechas para poder medirse a uno de los grandes rivales de la temporada y presenciar en el momento que te encuentras antes de comenzar la temporada. Una bola de break que dispuso el tenista heleno en el primer juego, la segunda raqueta del mundo lo resolvió con un saque directo. A partir de entonces, todo cabalgó de manera muy rápida y sin disponer de muy buenas sensaciones para sus intereses.

Djokovic se situó firme, cosechó las dos bolas de break que dispuso, logrando muy buenos puntos disputados con el primero además de desplazarse muy sereno sobre la pista central de Abu Dhabi. Su oponente, por su parte, se encontraba jugando de manera muy intermitente sin lograr estar a tono como durante la jornada del jueves en su claro triunfo ante Andrey Rublev.

Sirviendo para llevarse el primer parcial, Djokovic rebajó su intensidad y llegaron dos errores claros que ayudaron a que Tsitsipas consiguiera la rotura que le sirvió para acercarse en el marcador aupando su confianza con la mejora de sus tiros de fondo. Aspiró a situarse con el deuce pero un buen servicio y un error suyo, le dejaron sin tener opciones en los 30 minutos que finalizó con 6-3.

Los focos se centraban en los protagonistas mientras el sol se alejaba de Abu Dhabi, con Stefanos pudiéndose por primera vez por delante después de tener que levantar bola de break en su turno de servicio. Ambos se encontraban jugando muy alegre queriéndose jugar sus tiros y de ahí también llegaron varios errores. La regularidad del serbio que perduró durante gran parte del primer set y el ascenso del heleno, le llevó a verse con 0-3 en contra en el primer paso por la silla del parcial.

Con más confianza, mejorando su movimiento de piernas y con el punto de mira situado para que sus tiros tuvieran éxito, Tsitsipas se marchó al 5-1 y servicio con un Djokovic más irregular sin poder frenar el ciclón ateniense que tenía al otro lado de la red. Al igual que le ocurrió al serbio en el set anterior, no pudo cerrar con este resultado, y por tanto, el No.2 del mundo, obtuvo un quiebre que le llevó a ponerle algo más de emoción al parcial con el griego cometiendo varios errores.

Mantuvo su saque obteniendo uno de los mejores puntos del partido, con una derecha en carrera obteniendo un complicado ángulo. Volvió a disponer de sensaciones, ascendió su nivel al resto, compactando su muro y llegó el quiebre en blanco recuperando dos turnos de servicio. 

Llegaron a la muerte súbita con los espectadores metiéndose y viviendo el momento con muchísima atención. Una doble falta de Djokovic, un error de Stefanos y otro golpe errado por el serbio valieron a que el cambio de pista fuera favorable para el No.6 del mundo con 4-2 en una lucha férrea. Sacó adelante sus dos turno de servicio y se topó con un 3-6 queriendo aprovechar las opciones de llevarse el set. Tras un buen primero se puso en 4-6 pero acto seguido, en una manga que tuvo tantas idas y venidas finalizó en favor para Tsitsipas con un golpe a la red de Novak. 

Pese a no ser un encuentro oficial, la lucha psicológica era visible. Después de la remontada conseguida, hasta a todo un Djokovic le pudo afectar en su rendimiento. El griego regresó con mucha motivación volviendo a poner en escena aquellos golpes que le llevaron a abrir diferencias en el parcial anterior. Intercambiando errores con golpes ganadores, sin poder certificar su seguridad desde el fondo de pista que mostraban su precipitación, pasando por la silla con un 2-1.

En el sexto juego, el hombre que ha ganado este torneo en cuatro ocasiones, quiso poner todo su arsenal en ir a por el quiebre para buscar la igualdad pero Tsitisipas proyectando todo su potencial en el primer golpe, pudo confirmar su ventaja. Además, se topó nuevamente al Novak irregular que no conseguía encontrar su juego desde el segundo parcial. Tuvo un 15-40 pero un error y una dejada del serbio que les estaba dando sus frutos en este set definitivo, le llevaron al iguales. Cuando el reloj marcaba la hora y 55 minutos, sacó adelante un juego muy trascendente que le acomodaron en el 3-4.

El griego subió un escalón muy importante ya que a pesar de no meter primeros, Djokovic cometió errores en esos instantes pese a mantenerse conectado en su estado corporal. Con una derecha paralela dio por finalizado el juego para acto seguido, restar para llevarse el envite. El 5-4, llegó al electrónico llevando a Stefanos tener que servir por el partido.

Sin que ninguna duda le sobrepasara, con cuatro winners, uno de ellos un ace, llegó a la final por la puerta grande pudiendo finalizar con unas bonitas sensaciones esperando al ganador entre Rafa Nadal y Karen Khachanov.

Translate »