Noticias

Ramos se lleva una severa batalla ante Rune



Ramos Rune ATP Barcelona
Ramos puede con Rune. Foto: ATP

El tenista español consiguió su decimoquinta victoria en el Barcelona Open Banc Sabadell al vencer a Holger Rune por 6-7(2), 6-1, 7-6(2) en tres horas y siete minutos en la pista Rafa Nadal. Se medirá con Adrian Mannarino durante el miércoles.

Albert Ramos llegaba con mucha confianza a Barcelona después de su gran torneo en Marbella. El catalán además jugaba en casa y esto siempre es especial. No iba a tener un debut cómodo ante uno de los invitados por parte de la organización y con más futuro, Rune, actual No.1 del ranking junior. Ya se habían enfrentado hace unas semanas en Buenos Aires y el partido acabó con triunfo de Ramos en tres mangas.

El danés llegaba desde la fase previa y había estado al límite muy cerca de caer ante el alemán Gojowczyk. Rune empezó sacando y desde el inicio dio muestras de que iba a jugar su mejor tenis. En el cuarto juego llegó la primera rotura y cayó para el joven Holger. En cambio Ramos reaccionó de la mejor manera y recuperó la desventaja. Rune seguía intentando dominar pero llegaban los momentos decisivos. Más experiencia tenía el español en estos juegos y quebró para tomar las riendas del marcador por primera vez en el partido. Además tenía su saque para certificar el triunfo en la primera manga. Rune no se rindió y justo reaccionó con un contra break para mandar el desenlace de la primera manga al tie break. El danés fue mejor y después de tener Ramos el servicio para ganar la primera manga acabó cediendo.

Ramos tenía que buscar la remontada. Empezó al límite, salvando dos bolas de break pero pudiendo ganar ese juego tan importante que le daba más tranquilidad. Luego llegó el break y pudo confirmar la rotura ganando un largo y agónico juego con su servicio. Ramos necesitó la asistencia por un problema en el pie y salió con la misma solidez en el fondo de la pista. Otro break ponía el 4-0 y dejaba casi la segunda manga sentenciada. El joven danés salvó el rosco, aunque Ramos finalmente acabó llevando el duelo a la tercera manga.

El partido estaba muy emocionante. Favorito era el español que había salido reforzado tras la gran segunda manga. La balanza seguía igualada hasta el 2-2. La tensión aumentaba pero ninguno de los dos logró cosechar una racha que les diera tranquilidad. Por ello, continuaron cabalgando para llegar hasta la muerte súbita. El catalán logró la diferencia para marcharse. Con el 5-1, cometió un error con una dejada con todo claro, pero logró mantener su templanza y cerró el duelo tras ganar los próximos dos puntos.

Facebook

Translate