WTA

Pegula gana la gran batalla ante Rybakina

Pegula Rybakina WTA Guadalajara
Pegula supera a Rybakina en México. | Foto: WTA

Jessica Pegula se quedó con el partidazo frente a la kazaja Elena Rybakina en tres mangas (2-6, 6-3, 7-6(8)) en su duelo por la segunda ronda del WTA 1000 de Guadalajara. La estadounidense deberá medirse frente a la canadiense Bianca Andreescu por un lugar en los cuartos de final.

Cuadro del torneo

Resultados del torneo

Partidazo entre dos jugadoras de ataque en este tercer día de acción del WTA Guadalajara, como Rybakina y Pegula. Jessica Pegula es, sin dudas, una de las mejores jugadoras del año, y por lo tanto, una de las grandes favoritas al título en esta semana. La estadounidense ya tiene su lugar asegurado en las WTA Finals. Por su parte, Elena Rybakina venía a jugando su primer evento luego del WTA Ostrava, donde alcanzó las semifinales hace dos semanas. La kazaja tuvo un año positivo, lógicamente destacado por su título en Wimbledon, que si hubiese contado para el ranking WTA, la tendría seguro en el Top 5 del mundo.

Pegula se lleva el partidazo ante Rybakina

Comienzo ideal del partido para Rybakina, superando sin problemas a una errática Pegula, que no parecía estar muy cómoda con las condiciones de juego. La kazaja concretaría dos quiebres consecutivos, pasando en velocidad de pelota a su rival, y llegando a tomar una ventaja de 4-0 en el marcador. En esa misma tendencia, la última campeona de Wimbledon cerró la primera manga con un sorpresivo 6-2.

Rybakina seguía mejor en el segundo parcial, y también se ponía quiebre arriba, encaminando el panorama a su favor. Sin embargo, poco a poco empezaron a aparecer las sensaciones habituales de Pegula, quien sumaría dos roturas de forma consecutiva para poner las cosas bajo control. La estadounidense aprovecharía la tendencia para quedarse con el set por 6-3, y estirar la definición.

El inicio del set final tenía un quiebre en favor de Pegula, que ya tomaba la diferencia necesaria para encaminarse a la victoria, pero la estadounidense iba a cometer varios errores seguidos, y Rybakina encontraba la igualdad inmediatamente. En el séptimo y octavo juego habría nuevas chances de break para las dos jugadoras, sin concretar ninguna. Todo se definía en un tiebreak. En ese desempate, tan igualado como se esperaba, prevalecería el tenis de Pegula, salvando tres match points y sellando el partido con un 10-8 final.