WTA

Garbiñe Muguruza y un 2020 de más a menos



Muguruza resultados wta 2020
Muguruza celebra un punto en el Open de Australia | Foto: wtatennis.com

El 2020 se presentaba de forma ilusionante para Garbiñe Muguruza, de la mano de Conchita Martínez, y el curso ha sido de más a menos, con un buen inicio, y un final algo discreto en París.

El debut en 2020

La presente temporada daba inicio para Garbiñe Muguruza, y lo hacía de la mano de Conchita Martínez. La española buscaba dejar atrás los malos resultados con Sam Sumyk, y por ello, se rodeó de la que fuera su entrenadora en el pasado, con el fin de volver a la senda de la victoria. La temporada comenzó en Shenzhen, en donde caería en semifinales ante la sensación de la gira oceánica antes de Melbourne, la rusa Ekaterina Alexandrova.

La gira oceánica

Sin tiempo de descanso, llegaba el segundo torneo del año, en Hobart, en donde tuvo que retirarse antes de disputar su partido de cuartos de final ante la rusa Veronika Kudermetova. Y llegaba el primer envite del año, el Open de Australia. Tras dejarse sets ante Tomljanovic y Rogers, en tercera ronda jugó un muy buen partido ante Elina Svitolina, demostrando que estaba de vuelta con las mejores. Acto seguido, volvía a vencer a Kiki Bertens de forma muy clara, presentando su candidatura para luchar por el título. 

Venció a Pavlyuchenkova y a Simona Halep en semifinales, en un auténtico partidazo de ambas, en donde Garbiñe tuvo que salvar pelotas de set en ambos sets, para plantarse en la final, en donde caería ante Sofía Kenin tras vencer el primer set, pero después, se vería superada por la presión y no pudo sumar otro Grand Slam a su palmarés, pero las sensaciones eran positivas.

Dubái y Doha

Acto seguido, disputaría el torneo de Dubái, en donde vencería a la ilustre Kim Clijsters, pero caería en cuartos de final ante Jennifer Brady, dando muestras de su irregularidad. Después, llegaría el torneo de Doha, en donde caería en cuartos de final ante Ashleigh Barty, dejando unas buenas sensaciones, y que estaba preparada para luchar contra las mejores de nuevo.

El US Open

Tras el parón por coronavirus, la española retomaba su actividad, y lo hacía en el US Open. Tras una victoria ante Nao Hibino, llegaría una sorprendente derrota ante Tsevtana Pironkova, en un partido muy malo de Garbiñe, la cual se vio superada por los nervios al no poder cerrar el primer set, y se vino abajo en el segundo, siendo incapaz de frenar a la búlgara.

La gira de tierra

Tocaba la gira de tierra batida, que tan buenos recuerdos le había traído en el pasado, y lo hacía en Roma, torneo en el cual alcanzó las semifinales, en donde caería ante la campeona Simona Halep, pero demostrando que estaba preparada para competir contra las mejores, fuera donde fuera. Llegaba el último torneo del año para ella, y lo hacía en París. Tras una primera ronda muy sufrida ante Tamara Zidansek y una victoria ante Krystina Pliskova, caería en tercera ronda ante la siempre peligrosa Danielle Collins, en un partido donde se volvió a ver a la Muguruza más irregular, incapaz de controlar los momentos clave del partido, y se vio superada por la norteamericana.

Con este torneo en París, daba por concluida su temporada. Una temporada que empezó ilusionante, pero que en el tramo final, tras la vuelta por coronavirus, se volvió a ver a una Garbiñe inestable en ciertos partidos, y eso la ha penalizado mucho, sobre todo en los Grand Slams. HVeremos que nos depara 2021, que promete ser ilusionante para una Muguruza que buscará otro Grand Slam que sumar a su palmarés.

Translate