Opinión

Feliciano López y la esperanza en verde

Feliciano López títulos Queens
Feliciano emocionado en Queens | Foto: www.atpworldtour.com

Feliciano López es un tenista diferente. Tras convertirse en el jugador del circuito con mayor número de Masters 1000 disputados, el toledano llega a la temporada de hierba con 36 años, pero con las ganas y energía vital prácticamente intactas. Acostumbrado a alcanzar, en los últimos años, la mayoría de sus éxitos en la categoría de dobles, la temporada de hierba suele deparar para él sólo cosas positivas.

El estilo de juego del español es de clásico especialista en pasto. Un gran repertorio de saques y un gran juego en la red le avalan. También es altamente efectivo y característico su golpeo de revés cortado, siempre tan difícil de contrarrestar en la hierba.

Todo ello, unido a su enérgico carácter competitivo y a su experiencia, conforman un jugador muy difícil de batir sobre la superficie. Será, por tanto, uno de los principales candidatos al título en cualquier torneo que se dispute sobre pasto durante los próximos días.

Feliciano López trofeo Queens
Feliciano López besa el título de Queens | Foto: www.atpworldtour.cpom

Queen´s como punto de inflexión

Y buena cuenta de ello puede dar Marin Cilic, extraordinario tenista croata que protagonizó en 2017 junto a Feliciano una final rozando la épica.

El tenista toledano, vestido con un elegante polo de rayas blancas y azules y una característica gorra blanca puesta hacia atrás, alcanzaba de nuevo la final del prestigioso torneo de Queen’s, donde ya coqueteó con el título en 2014.

En aquella ocasión, fue Grigor Dimitrov quien arrebató a Feliciano, en tres apretadísimos tie break, la gloria que casi rozaba con los dedos. De nuevo, el prestigioso Queen´s Club lucía de gala para un nuevo duelo que prometía ser espectacular. Y no fue menos.

La primera manga comenzó con los dos tenistas muy sólidos con su saque hasta la mitad del set. En aquel momento, Feliciano gozó de una bola de break que podría haber cambiado el signo del encuentro, peor no logró convertirla.

De este modo, fue Cilic quien cerró el primer parcial con algo de suspense, pidiendo López el ojo de halcón para una derecha que se había marchado por el pasillo de dobles. Cilic parecía invencible en aquel momento, demostrando una solidez propia del que quiere ser campeón cueste lo que cueste.

Ambos jugadores apelaron a su saque para apurar sus opciones de victoria. Y fue así como se resolvió el encuentro, con dos infartantes tie break donde Feliciano logró imponer su mentalidad de gran campeón para abrazar el trofeo.

Feliciano López realizando un revés cortado en el torneo de Queen´s

Una trayectoria esperanzadora

Y aquella no fue la única vez que el toledano logró brillar sobre el césped de Londres. Años atrás, fue capaz de alcanzar los cuartos de final de Wimbledon en los años 2005, 2008 y 2011. En este último año, batido por el gran tenista local Andy Murray en sets corridos.

No obstante, la capacidad sobre hierba de López le ha permitido elevar su ranking y su categoría como jugador en muchas ocasiones. Parece y es un tenista diseñado para triunfar sobre la verdosa superficie.

Será por tanto, de nuevo este año, una gran oportunidad para que Feliciano consiga batirse a sí mismo. En un momento donde parece que su carrera tenística ha puesto la cuenta atrás, será la oportunidad de oro para que un tenista inmenso consiga un logro gigantesco. El momento en el que, aquel tenista distinto, se diferencie aún más.

Translate »