Pádel

Los número uno abortan la rebelión en Menorca

número uno rebelión menorca
Ale Galán y Juan Lebrón tras el título en WPT Menorca | Foto: @worldpadeltour

La ilusión es una fuerza que muchas veces no atiende a razones. Si hay algo a lo que no suela prestarle demasiada atención es a la teoría ni a los números. Aquellos que decían que la pareja número uno se enfrentaba a la pareja número 18 del ranking, la formada por Xisco Gil y Ramiro Moyano.

Cuadro del torneo

Resultados del torneo

Los números hablaban de esa teórica desigualdad, pero la ilusión se empeñó en nivelar la balanza para regalarnos un partido intenso, igualado en muchos momentos y con puntos de una calidad memorable. Juan Lebrón y Ale Galán tuvieron que saber sufrir y esperar su momento ante una pareja que les jugó de tú a tú, y por momentos la inspiración de Ramiro Moyano y Xisco Gil puso en jaque la final, que finalmente se llevó la pareja favorita en tres mangas (6-4, 4-6, 6-2).

Un partido memorable

Comenzaron muy sólidos los número uno mandando en la red. Muy sólidos en la volea, y encontraron un break rápido. Con 2-0 y la tranquilidad de tener una ruptura de margen se dedicaron a administrar su ventaja. No lo hicieron sin sufrir, ya que sus rivales desplegaron desde el principio un pádel desenfadado y sin complejos. Si alguien pensaba que se verían atenazados por los nervios, se encargaron rápidamente de demostrar que nada más lejos de la realidad. Los número uno sacaban adelante varios puntos de oro que les ayudaban a mantener el margen y llevarse la primera manga haciendo bueno el break cosechado al principio.

Si el primer set sirvió para constatar que Moyano y Gil venían a dar la cara a pesar de la solidez que mostraban sus rivales, el segundo set fue el de la rebelión. Hasta el 4-4 ambas parejas se manejaron con seguridad en sus respectivos servicios y nos regalaron puntos espectaculares. Mención especial para un remate por tres de Ale Galán prácticamente desde el cristal de fondo, y un golpe inédito de Ramiro Moyano, que se atrevió a contestar con una volea a un remate de Juan Lebrón. No pagaban caras sus osadías. Al contrario, “Rama” quiso dejar su firma definitivamente cuando después de una salida lateral llegó a tiempo para terminar el punto con una volea. Ponían el 5-4 y amagaban con rebelarse. El público los llevaba en volandas y esa comunión con la grada sumada al nivel de inspiración en ese momento los llevó a conseguir el primer break del partido y llevarse la segunda manga.

Los número uno resisten

¿Cómo reaccionaron los número uno? Como lo que son, dos grandes campeones. El tercer set podía complicarse nada más empezar, cuando Moyano y Gil consiguieron sacar adelante un punto de oro con su servicio ante un público entregado. Es ahí cuando Lebrón y Galán dieron un golpe en la mesa. Alejandro fue quien comenzó a decantar el choque en un punto de oro al resto con un ángulo espectacular. A partir de ahí, puño de hierro. Con un pádel serio y sin fisuras consiguieron escalar hasta poner el 6-2 en la tercera manga y llevarse así el torneo en tierras menorquinas. Así, la pareja dominadora de los últimos años vuelven a la senda de la victoria después de varios torneos donde no habían encontrado su mejor nivel.

Ahora, vuelven a saborear las mieles del triunfo para encarar con confianza la recta final de una temporada que ya está sufriendo cambios notables. ¿Serán capaces de abortar los intentos de rebelión que llevarán a cabo las nuevas parejas que asoman por el circuito? La respuesta no se hará esperar.