Crónicas WTA

Kvitova y Collins avanzan en Adelaida 2

Kvitova Collins WTA Adelaida
Petra Kvitova se afirma en Adelaida. | Foto: @Petra_Kvitova

Dos favoritas consiguen dar otro paso importante en este certamen australiano. Danielle Collins superó en sets corridos a la suiza Jil Teichmann (6-3, 7-6(2)), mientras que la checa Petra Kvitova avanzó tras el retiro temprano de la china Qinwen Zheng (7-6(6)), ambos duelos parte de la segunda ronda del WTA 500 de Adelaida 2.

Cuadro del torneo

Resultados del torneo

Kvitova avanza tras la retirada de Zheng

Un partido de mucho nivel para abrir esta jornada de martes en Adelaida, entre la doceava cabeza de serie Petra Kvitova y la china Qinwen Zheng, de gran temporada pasada. La asiática comenzaba liderando el marcador tras concretarse un primer quiebre, para liderar por 5-3. La checa no se iba a quedar atrás, recuperando el break para igualar la historia. Zheng volvía a tomar la delantera luego de una segunda rotura, que parecía ser definitiva. Sin embargo, la bicampeona de Wimbledon quebró de nuevo para llevar las cosas a un tiebreak.

En ese desempate, Kvitova salvaría un 3-6 en contra, con tres bolas de quiebre para la china, para luego terminar ganando el set por 8-6.  causa de alguna molestia imperceptible previamente, Zheng decidió retirarse antes de iniciar el segundo parcial.

Collins se lleva el duelo ante Teichmann

Danielle Collins también quería su lugar entre las ocho mejores del torneo de Adelaida, y su rival era la siempre peligrosa Jil Teichmann. En el primer set, la estadounidense dominaría completamente desde un primer quiebre a favor, que le daba la ventaja. Salvando bolas de break con su servicio, y firmando una segunda rotura, Danielle cerró la primera manga por 6-3.

Más ajustado el segundo parcial, dado que la suiza empezaba ganando con un break de ventaja. Sin embargo, la última finalista del Open de Australia revertiría las acciones concretando dos quiebres consecutivos. A pesar de los esfuerzos de Teichmann, que salvaría cinco bolas de partido para llevar las cosas a un tiebreak, la norteamericana llevaba las de ganar. Collins sellaría su victoria con un 7-2 final.